Uso de geles de colores

Hace unos meses puse un estudio en casa pero no tengo la iluminación más indicada para los fines, algo como unos flashes Godox o al menos unos Neewer, pues sin exagerar son aún más caros que las mismas cámaras o algunos lentes; llegando a superar cada uno los $20,000 entonces empecinado en lograr mi cometido de obtener mucha luz y poder dirigirla a mi gusto me hice a la tarea de generar mis propias lámparas de iluminación continua.

Estudio No. 2

Ahora que tengo unas decentes lámparas de luz led blanca de 3000LM con paraguas brolly, dos enormes lámparas de luz blanca led de 6000LM con paraguas traslúcidos, una lámpara led pequeña de panal para lograr efectos especiales y un fondo negro mate con tela backlite, dije «¿Porqué no también generar mis propios geles?» entonces analizando las cosas me di cuenta de que es tan solo un plástico del color deseado sobre puesto en el flash y ¿Dónde podemos encontrar plásticos de colores que dejen pasar la luz? ¡en la papelería!

Así que me armé de valor que fui por varios celofanes de diferentes colores, cubriendo con este papel plástico los focos de las lámparas me doy cuenta de que el resultado es prácticamente el mismo al de utilizar el flash carísimo con los geles carísimos; la cosa es meter más creatividad que dinero al arte de hacer foto.

Lizbeth Rodríguez posando en shooting para la revista Residentes del Sur

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *